Uso de redes sociales

COLUMNA: EL INQUISIDOR

Que alcance legal pudiera tener el uso de una cuenta de facebook creada para dar a conocer los avances, resultados y anuncios de la presidencia de salvatierra, y que de repente cambian el nombre para hacer la la página del candidato del PRI a la presidencia municipal?

Por insólito que parezca la página oficial del municipio de Salvatierra en la madrugada de este domingo 25 de marzo por ahí de la una y media de la madrugada cambió su nombre e imagen por la de -Pepe Velázquez Comunicacion-.

Este movimiento está claramente dirigido para aprovechar los seguidores que ya tiene la página y solo usarlos para la “elección consecutiva” del Ginecólogo Poeta vuelto político.

Tal parece que para el equipo de comunicación de #PepeChulo este madruguete iba a pasar desapercibido, pero se les olvidó que Facebook funciona 24/7 y avisa a todos los contactos sobre cambios importantes de las paginas y perfiles.

Por el momento la página está “desaparecida”, es decir no hay acceso ni actividad, esperemos a ver qué tanto tiempo dura así, y si regresa a su propósito original, informar a la población o la usarán para promover políticamente a PepeChulo y al PRI.

Esa página fue creada desde la infame y mal recordada época de Rito Vargas, hoy resucitado políticamente por MMM, por cierto Rito nunca vio la utilidad de las redes sociales para mejorar su imagen que dicho sea de paso quedó maltrecha y deteriorada por el enorme lapso de tiempo que sus contratistas tardaron en concluir la calle Hidalgo.

Lo peor de esa época fue la enorme soberbia que nunca dejó a Rito ver qué Alejandrina no era su contrincante ni su enemiga, llegando a los extremos de cortarla de las fotos y excluirla de los boletines de prensa.

Demasiado tarde Rito vio partir sus ilusiones de ser diputado, y se empeñó en hacerle la vida imposible a la candidata del PAN, sin ver que la derrota también era suya.

Ahora casi tres años después y a fuerza de aparecerse en todos lados al gobernador lo volvieron a incluir en la nómina estatal, bajo las órdenes de Paulo Bañuelos, sacándolo del infelizaje que representa no estar en la nómina estatal.

Deja un comentario