Noticias Destacadas
Inicio / Bajío / GUERRA EN SIRIA AFECTA AL AGRO MEXICANO

GUERRA EN SIRIA AFECTA AL AGRO MEXICANO

 

  • Encarece el fertilizante hasta 400 por ciento
  • México produce sólo una tercera parte de la demanda

 

GUERRA EN SIRIA AFECTA AL AGRO MEXICANO

GUERRA EN SIRIA AFECTA AL AGRO MEXICANO

La Confederación Nacional Campesina informó hoy que la guerra civil que afecta a Siria ha impactado de manera negativa en el agro mexicano a través de la comercialización de los fertilizantes químicos, los que han duplicado sus precios en virtud de que el 60 por ciento de este insumo se importa del Lejano Oriente.

 

Tras señalar que México importa las dos terceras partes de los fertilizantes que se requieren para la producción de alimentos, la organización campesina que preside el senador Gerardo Sánchez García manifestó que uno de sus objetivos en la Reforma Profunda al Campo que promueve en todo el territorio nacional es recuperar la autosuficiencia en este rubro, misma que se perdió desde la entrada del neoliberalismo económico.

 

De acuerdo con una investigación de la CNC, desde el año pasado se han reducido los envíos sirios a México de sulfato de amonio y otras formulaciones químicas, cuya demanda es de 3 millones de toneladas anuales.

 

Por ejemplo, el amoniaco, principal fertilizante de los productores en México, ha elevado su precio desde 2008, pues dicha guerra no ha permitido que este químico pueda comercializarse fácilmente en el mundo. Hace 4 años el amoniaco era la principal válvula de escape para los agricultores mexicanos debido al encarecimiento de otros productos que ayudan a las tierras de cultivo.

 

Para el año del 2002 el precio del amoniaco oscilaba entre los dos mil y tres mil pesos por tonelada, sin embargo el año pasado se disparó hasta 7,500 pesos por tonelada y en lo que va de 2012 el costo de la misma se encuentra arriba de los 12 mil pesos.

 

En consecuencia, recomienda la CNC, “México debe considerar el conflicto bélico para comenzar a buscar formas de producir este químico que sin duda requieren los agricultores, ya que de lo contrario la resolución de ese problema seguirá influyendo en la baja producción y cosecha de productos agropecuarios.

 

Por si fuera poco, en el primer trimestre del año en curso el precio de algunos fertilizantes distintos al mencionado se incrementó en un 30%, poniendo en riesgo cultivos del país.

 

A ello se debe que los productores mexicanos cada día ven más complicado su situación en el campo, por lo que México no solamente tendrá que resolver los asuntos de la crisis alimentaria, sino también deberá considerar la falta de equilibrio en los insumos agrícolas, así como los problemas de financiamiento rural que viene arrastrando el país.

 

El campo en México se ha visto afectado desde hace varios años lo que aumenta las expectativas de que el próximo gobierno de Enrique Peña Nieto impulse el programa federal PROFÉRTIL ((Programa Especial de Apoyo a la Compra Consolidada de Fertilizantes) que no está llegando a los productores.

 

 

 



Deja un comentario

ad1